martes, 15 de mayo de 2018

Primera comunión de Carla. La tarta y decoración

Ya sabéis que me encanta hacer tartas, que en los últimos años me encargo de las tartas de todas las celebraciones, pero en la Primera Comunión de Carla, era impensable, por varios motivos, por no estar a la altura de tal acontecimiento (obviamente), por el tiempo y la logística.

Así que lo encargamos a un grande de la pastelería, a Escribà (soy fan número uno!!!), a un artista en sorprender, en hacer que el momento tarta sea mágico, como dice en su página web, "no sólo hacemos pasteles, creamos ilusiones"
Descartamos tarta de fondant, ni naked cake, ni drip cake... más que nada porque son tipos de tarta que ya hago yo, y nos decantamos por las tartas decoradas con brochetas de chocolate, su signo de identidad.

Una tarta sacher llena de brochetas de chocolate en blanco, rosa y rojizo.
Labios de chocolate, macarons, flores, fresas bañadas de chocolate... y con el nombre de Carla en chocolate decorado.

El momento de la tarta tiene que ser un momento especial, tiene que sorprender, así que no tenerla durante toda la comida a la vista en la mesa dulce, ayuda a que ese momento sea más mágico, y si además le ponemos dos antorchas, el momento de entrar el pastel hace que sea realmente wowww!!!!

Porque toda celebración se acaba con la tarta, se hacen fotos con la tarta (nunca con el primero ni el segundo plato), así que es un momento que tiene que ser muy bonito.
Y en casa del herrero, cuchillo de palo... pues Carla no quiso que la modelara en fondant (mira que lo he hecho para otras personas!) Al estar acostumbrada a guardar de los cumpleaños figuras de la tarta de fondant, quería una muñeca de cerámica, de las de siempre, eso sí, que se pareciera a ella, para tenerla en su habitación de recuerdo de su gran día. Pues dicho y hecho, una figura de niña de comunión a su imagen y semejanza.

En cuanto al resto de la decoración de la comunión, hice un aro con globos y el nombre de Carla.
Ya había hecho uno el año pasado, y como me gustó tanto, he repetido. Podéis ver como se hace aquí.

Para señalar el sitio de la protagonista de la primera comunión, puse un globo gigante decorado con tassels en rosa y dorado, los mismos tonos que la Candy bar

Y para entretener a los niños mandalas para pintar, juegos y un photocall infantil para que se lo pasaran en grande.
¡Cómo se divirtieron con el atrezzo y siendo un "cuadro"!

Fue un día fantástico que recordaremos por mucho tiempo.
Un beso





1 comentario:

  1. Qué bonita debió resultar la celebración. La tarta me parece de lo mas original, y aunque una quisiera estar presente en cada detalle, al final, lo mejor es delegar algo, puesto que hay tantas cosas de las cuales hay que estar al pendiente, que al final no se puede abarcar todo, jeje. Seguro Carla lo paso genial. Besos!

    ResponderEliminar

Gracias por dejarme tus comentarios, me hacen muchísima ilusión.
Un beso

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...